El ayuntamiento de Carreño prohíbe dar de comer a los animales de la calle con multas de hasta 3000 euros

La nueva ordenanza de limpieza municipal del Ayuntamiento de Carreño, castigará con multas a quien de comida a gatos, perros, palomas o gaviotas de la calle. Estas prohibiciones, así como otras muchas, podrían derivar, de incumplirse, en multas de entre 30 y 750 euros, al ser tipificadas como leves. Pero en caso de repetirse, podrían ascender hasta los 3.000 euros. Los gatos de Candás, como la ya famosa tribu gatuna del puerto, lo tenían difícil con casos como el del canalla que, a principios de año, le sacó los ojos a un gato, en la calle Valdés Pumarino; pero ahora con la nueva normativa municipal se les complica la existencia. Este vídeo es un pequeño homenaje a los felinos de Candás.
Publicar un comentario

Nuestro Facebook: Carreño Actualidad